Buscar
  • Masters Tax

Inicia la temporada de impuestos, y los contribuyentes se enfrentan a un IRS sobrecargado.

Cuente a Ethan Miller, de 30 años, entre ese subgrupo de estadounidenses que realmente están ansiosos por presentar sus impuestos ahora que ya ha iniciado la temporada de declaraciones, este lunes.



El planificador financiero, que vive en Silver Spring, Maryland, espera reclamar las nuevas deducciones que obtendrá al comprar una casa. También quiere adelantarse a un período de gravámenes que promete traer muchos dolores de cabeza adicionales y demoras para los contribuyentes este año.


“Estoy tratando de obtener la mayor ventaja posible”, remarcó Miller, y agregó que no está demasiado nervioso por los pronósticos de retrasos adicionales porque presentará su declaración en línea y no espera un reembolso demasiado grande.


Sin embargo, muchos otros contribuyentes pueden tener más dudas.


La escasez de trabajadores del IRS, la enorme carga de trabajo de la administración de programas relacionados con la pandemia y la legislación estancada, que le habría dado a la agencia miles de millones de dólares para procesar las declaraciones de manera más rápida, se combinarán para causar malestar entre los contribuyentes en esta temporada.


“El IRS en este momento tiene retrasos inaceptables y el servicio al cliente no es lo que merece el público estadounidense”, reconoció el viernes la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Jen Psaki. “La agencia no había sido equipada con los recursos para atender adecuadamente a los contribuyentes en tiempos normales, y mucho menos durante una pandemia”.


La funcionaria hizo hincapié en que los problemas son anteriores a la administración de Biden e instó a la comprensión de los trabajadores asediados que ya cargan con enormes retrasos. “Tomará trabajo, llevará tiempo y creo que la gente debe entender que necesita financiamiento”, añadió Psaki.


Las autoridades de la agencia están advirtiendo que “en muchas áreas, no podemos brindar la cantidad de servicio y cumplimiento que nuestros contribuyentes y nuestro sistema tributario merecen y necesitan”, tal como dijo el comisionado del IRS, Chuck Rettig, a principios de mes.


Se esperan retrasos en el procesamiento, especialmente porque el IRS afirma que todavía está trabajando en las declaraciones de impuestos del 2020.


Durante el año presupuestario 2020, la agencia procesó más de 240 millones de declaraciones de impuestos y emitió aproximadamente 736 mil millones de dólares en reembolsos, incluidos 268 mil millones de dólares en pagos de estímulo, según los últimos datos del IRS. En ese mismo período, 59.5 millones de personas llamaron o visitaron una de sus oficinas.


Donald Williamson, profesor de contabilidad e impuestos en la American University, en Washington, prevé “semanas y semanas” de retrasos del IRS en 2022. “Podemos culpar al Congreso o al IRS. Me imagino que están tratando de hacer lo correcto, pero solo aumenta la complejidad”, anticipó. “Mi consejo en este año es presentar la declaración cuanto antes e intentar preparar los impuestos con un profesional calificado”.


Williamson aconseja a sus clientes que presenten sus solicitudes electrónicamente, y aquellos que esperan grandes reembolsos de decenas de miles deberían aguardar mayores demoras. La mayoría de las declaraciones atrasadas se presentaron en papel y son presentaciones enmendadas.


Los plazos para presentar se han extendido en el último bienio debido a la pandemia. No está claro si este año la agencia ofrecerá un margen de maniobra similar a los contribuyentes.


Además, habrá problemas nuevos este año. Por ejemplo, las personas que son elegibles para reclamar el crédito tributario por hijos y han recibido pagos por adelantado durante todo 2021, pueden obtener un reembolso menor de lo normal.


Quienes no recibieron los cheques de estímulo para los que estaban calificados como parte del paquete de ayuda por la pandemia aún podrían reclamar un “crédito de reembolso de recuperación” en sus impuestos.


El jueves, el IRS publicó una lista de las “Cinco ítems principales para recordar”, con sugerencias para los contribuyentes sobre qué documentos reunir y qué hacer si sus declaraciones de 2020 aún no se han procesado.


La agencia anticipa que la mayoría de los contribuyentes recibirán su reembolso dentro de los 21 días posteriores a la presentación electrónica, salvo que surjan problemas con el procesamiento de su declaración.


Pero quedan muchas trampas, en parte debido a problemas de personal. Tony Reardon, presidente del Sindicato Nacional de Empleados del Tesoro, que representa a los trabajadores del IRS, destacó que la agencia “tiene dificultades para reclutar porque se enfrentan a Burger King o McDonald’s”, que ofrecen salarios similares sin exigir a los trabajadores que “traten con reglas confusas y reglamentos”.


Hasta el jueves, el sitio web de carreras de la agencia había enumerado al menos 180 puestos vacantes, incluidos empleados y examinadores de impuestos con salarios de tan solo 11 dólares por hora. De ellos, 42 espacios estaban abiertos al público; la mayoría disponibles solo para solicitantes internos.


Una inyección esperada de 80 mil millones de dólares para la agencia entró en las versiones del paquete de programas de gasto social propuesto por el presidente Biden, pero finalmente se estancó en el Capitolio.


Según Reardon, el IRS “tiene muchos problemas en términos de cómo puede llevar a cabo su misión de manera efectiva, y eso debe rectificarse”.


“Creo claramente que el contribuyente recibe la peor parte de esto”, dijo, y agregó que los trabajadores del IRS absorben “lo más espantoso de esa culpa en circunstancias terribles”.


#MastersTax #IRS #Taxes #Impuestos #LosAngeles #California #LosAngelesCA

8 visualizaciones0 comentarios